El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player


Opinion
¿No era que la Nación le Debía
a Córdoba?

Por: Eduardo Di Cola*












Hace poco más de un año por deudas que según él la Nación mantenía con la Provincia de Córdoba, el gobernador De la Sota decidía profundizar sus críticas a las autoridades nacionales.  A lo que hasta ese momento habían sido declaraciones mediáticas, en julio del año pasado endurece su posición formalizando el reclamo mediante carta dirigida al entonces Jefe de Gabinete Juan Manuel Abal Medina.

En un paréntesis y como anécdota, al mismo tiempo que marcaba distancia con la política nacional,  en el ámbito de la Sociedad Rural Argentina se reunía con Biolcati congraciándose con lo que ideológicamente expresa la entidad ruralista.

Por entonces la prensa escrita tituló: “De la Sota reclama deuda de 2.000 millones a la Nación”. Era el tiempo en que arropado de sus aspiraciones presidenciales a la manera de consigna electoral decía: “No peleamos por pelear. Peleamos por Córdoba”, y dando muestras de una grandeza y comprensión que le negaba al Gobierno de la Nación afirmaba: “Si me hacen una oferta concreta para pagar la deuda que le convenga a Córdoba, firmo ya… en vez de agredir tanto, los funcionario nacionales deberían pagar lo que le deben a Córdoba.”

Mucho antes que estos acontecimientos quedaran perdidos en un pasado lejano, hace unos días el gobernador se reúne con el actual Jefe de Gabinete Jorge Capitanich y en una conferencia de prensa conjunta brindada a su finalización, adelantó  que acordaron “la refinanciación de la deuda pública provincial para 2014”. En tanto el Jefe de Gabinete en el mismo sentido anunció que ambos acordaron “un mecanismo de refinanciación de la deuda pública de la provincia para 2014 por $ 966 millones, computando intereses de la deuda”.
En resumen: De la Sota entró a la reunión enojado por qué no le pagaban a su provincia lo que según él le debían. Al cabo de menos de una hora  se fue contento por qué la Nación le había refinanciado la deuda provincial.
¡En qué quedamos! , ¿No era que la Nación le debía a Córdoba?
                                                                     
*Ex Diputado Nacional por Córdoba